Antena

Existe una gran variedad de formas de transmitir datos, desde señales de humo hasta hacer un gesto con la mano. Sin embargo, en nuestro proyecto hemos decidido utilizar la comunicación inalámbrica a partir de ondas electromagnéticas. 

Para la interconexión entre dispositivos es necesario un sistema de transmisión y uno de recepción, es decir, necesitamos un transmisor y un receptor. Los dispositivos electrónicos se conectan por ondas de radiofrecuencia, que son emitidas por el transmisor.

El transmisor de radiofrecuencia transmite información en ondas electromagnéticas que viajan grandes distancias a través  del aire. Estas son reproducidas al nivel de radiofrecuencia, que cumple los parámetros de entre 3 Hz y 300 GHz. Existen dos tipos de transmisores: el homodino y el heterodino.

El receptor es un dispositivo que intercepta la señal de radio gracias a una antena. La señal es amplificada y demodulada, y luego se vuelve a repetir con la misma modulación. También existen dos tipos: receptor homodino y receptor heterodino. También hay receptores de galena, receptores de radiofrecuencia sintonizada, receptor superheterodino, etc.

Para que establecer la comunicación entre el transmisor y el receptor, la transmisión de datos deberá estar basada en tecnología analógica o tecnología digital. Para ello se desarrollan diferentes protocolos con diversas utilidades, dependiendo del uso que se le vaya a dar.

Las antenas son los dispositivos que se emplean para emitir y recibir ondas electromagnéticas. Normalmente se hacen de un metal conductor. Las antenas transmisoras transforman la energía en ondas y las receptoras, a la inversa. Existe una gran variedad de antenas. Para construirlas debemos tener en cuenta la longitud de onda que será transmitida.

Lucciano Sileo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

octubre 2022
L M X J V S D
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930
31